Comer en Florencia

Comer en Florencia

Comer en Florencia puede ser una experiencia gratificante y no necesariamente cara. La alimentación en Toscana tiene una tradición milenaria, no todo es pizza!!!

Algunos de los sitios que yo frecuento:

Para algo rápido: Entre el Duomo y Piazza della Signoria (Via dei Cerchi) un lugar para bocatas a precios increibles… I maledetti Toscani, podéis elegir tipo de pan, embutidos y quesos de la región y confeccionan allí mismo el bocata. El panino “cherry”, ciapatta caliente, jamón y una salsa al tartufo (blanco) esquisito!!! Los precios increibles… el panino 3,50€, el botellín de agua a 0,60 € !!! el lugar es muy reducido, evitar ir entre 13 y 13,30. También muy cerca, para probar la cocina típica de plato, de una manera innovativa y rápida, Il Cernacchino en Via della Condotta, 38r. Buenisssima!!!   En Pzza. della Repubblica, (sólo los días de semana y al mediodía), dentro le Giubbe Rosse  encontramos un buen bufett bien surtido por 6,90€ y frente, en el  Paszkowski  un buen plato de pasta por 6,00 €, (siempre en autoservicio)  aprovechando las mesas en salas que  son museos!!!  también en esta plaza, al último piso de la Rinascente, una terraza maravillosa…aquí una ensalada cuesta cara…pero el precio comprende una extraordinaria visión de la ciudad.  Y para quien no piensa renunciar a una comida con el tiempo “suficiente” en una taberna tipicamente toscana …entonces a pasos del Duomo, casi escondido detrás del batisterio, el Nuvoli, Piazza dell’Olio 15.

El lampredoto y la trippa , (cuarto estómago el lampredotto, callos o mondongo la trippa, en castellano) el o se ama o se odia… muchos florentinos se encuentran para charlar y comerse un bocadillo de lampredotto al mediodía en los chiringuitos diseminados en todo el centro histórico. Amigos, un vaso di rosso, y miradas indiscretas a las señoritas (o señores) que pasan, imperdible!!! De tradición centenaria, comida popular por exelencia de la toscana.

En los mercados: tanto en el bellisimo mercado de San Lorenzo, al lado de la basilica del mismo nombre, céntrico y colorido, genuina cocina de mercado. También muy recomendable al mediodía, el mercado de Sant’Ambrogio.

Para cenar: ahora hay tiempo, de nuevo la parte alta del mercado de San Lorenzo, una nueva propuesta culinaria, para hacerse una cultura sobre la típica cocina toscana. Abierto hasta la madianoche.  Un lugar interesante en pleno centro: Trattoria del Porcellino, comida toscana, un lugar amable y relación calidad/precios muy buena. Si apasionados de vinos, la Enoteca Frescobaldi (Via dei Magazzini,2r)… a pasos de Piazza Signoria… vinos toscanos excepcionales producidos por una familia activa en el sector ya en el siglo XIV, también una cocina (dicen) buenísima… si vais le comentais al chef que los mandé yo… es un amigo (a ver si algún día me invita!).

Y por último, como no mencionar la Enoteca Pinchiorri… un mito… está en todas las guías (también Michelin!) lugar de ensueño..no para comunes mortales… (aquí no hace falta le digais nada al chef… nunca me invitarán!!!), según dicen calidad muy alta, según dicen precios acordes… la mayoria hablamos de oídas…quizás alguna vez alguien me invite y podré contarles… (evidentemente NO la frecuento!)

Contàctame por una visita